Autores

“Lo mejor de la novela, en mi opinión, y por encima de otras virtudes, son los personajes. Tienen voz propia, identidad, que transmiten de un modo compensado según su importancia, y crecen a medida que las páginas avanzan.”

David Zurdo

“Javier Sierra vuelve a demostrar por qué es el rey indiscutible de la novela de investigación. El Ángel Perdido es aún mejor que La Cena Secreta.”

Iker Jiménez

“Javier Sierra se ha situado en la mejor línea de los grandes escritores de bestseller norteamericanos, combinando al mismo tiempo la tradición de los maestros europeos.”

José Calvo Poyato

“El Ángel Perdido es un libro tan sorprendente y mágico como es Javier.”

Julia Navarro

“Trepidante, bien documentada y con un ritmo vertiginoso. La acción y el suspense no te abandonan hasta el final. Sierra tienen un don. Es como un alquimista en posesión de la fórmula para convertir lo que toca en oro. Transforma un expediente X en una piedra preciosa.”

Martí Gironell

Prensa

“Una novela que trasciende la ficción y se convierte, en sí misma, en una valiosa realidad.”

Más Allá

“Puro thriller.”

Qué Leer

“Suceden cosas tan tremendas en la obra y a un ritmo tan vertiginoso que el lector se abandona cómplice en las redes de lo verosímil literario que [Sierra] teje de forma minuciosa.”

La Razón

“Javier Sierra es el rey del bestseller.”

XL Semanal

“Siete años de espera han merecido la pena, porque su nueva y fascinante novela merece contarse entre las que perduran más allá de las modas temporales.”

Año Cero

“Una experiencia de alto voltaje.”

La Vanguardia

“Las expectativas que despierta en el lector página a página y un final lleno de ternura y esperanza son un regalo para los lectores.”

ABC Córdoba

“Las historias tradicionales de todas las culturas hablan de lo mismo aunque sus lenguajes sean babélicos, y eso es lo que Sierra nos muestra con gran habilidad.”

El Cultural (El Mundo)

El ángel perdido acaba con siete años de silencio del autor (y de ansiedad para sus miles de fans).”

ADN

“Leer El ángel perdido supondrá entrar en otra dimensión y un verdadero placer.”

Heraldo de Aragón